Comités de represión

Marea alta

Marea alta

Odelin Alfonso Torna

LA HABANA, Cuba, junio (www.cubanet.org) El Grupo Operativo de Lucha
Contra las Indisciplinas Sociales, adjunto al Ministerio del Interior,
refuerza su ofensiva con el apoyo de los Comités de Defensa de la
Revolución (CDR) y la Asociación de Combatientes de la Revolución Cubana
(ACRC). Esta suerte de complicidad, asociada a la preservación de los
bienes del Estado, es la nueva arremetida contra el mercado informal que
opera principalmente en los municipios capitalinos.

El zafarrancho de combate reúne a los 30 mil asociados de la ACRC,
quienes se cuelgan los binoculares rusos en el cuello y afinan su olfato
revolucionario. Con estos calores de junio no deben olvidar la
cantimplora de y el pomo desechable de rellenado con café,
a la hora de iniciar sus pesquisas.

María Antonia y María Elena son vecinas de la localidad de Managua, en
el municipio capitalino Arroyo Naranjo. Las dos cuentan con licencias
otorgadas por la Oficina Nacional de Administración Tributaria (ONAT),
organismo que les autoriza a vender prendas de vestir confeccionadas a
partir de recursos propios.

Ambas señoras utilizan el portal de su vivienda que da a la céntrica
calzada de Managua. Exhiben sus artículos textiles, siempre bajo la
estricta vigilancia de inspectores y agentes del orden público.

El pasado viernes 13 de junio, la Policía Nacional Revolucionaria (PNR)
efectuó un operativo en Managua. Las viviendas de María Antonia y María
Elena fueron objeto de un registro minucioso a cargo del teniente
Josvel, el nuevo jefe de sector designado para combatir las ilegalidades
en la vecindad. Se les ocuparon toda la mercancía y algunos artículos
domésticos.

Para nadie es secreto que el mercado negro funciona como el eslabón
principal en la venta y distribución de mercancías sustraídas de
empresas y almacenes estatales. El destino de estos recursos puede estar
en un cafetería particular o estatal, una fábrica clandestina y hasta en
una Tienda Recaudadora de Divisas (TRD).

El mercado informal no sólo se limita a operar en aquellos sectores
poblacionales menos proclives al control policial. Sus operaciones se
insertan en el mercado estatal con productos clandestinos, elaborados a
partir de materias primas sustraídas a establecimientos estatales.

Según afirma la fiscal Osiris Martínez López, en entrevista al periódico
Trabajadores: "Estos actos pueden darse en cualquier sector, pero son
más frecuentes en el comercio, la gastronomía y en la administración de
pequeñas entidades. Por suerte, en las altas esferas del estado y el
gobierno no tenemos corrupción política, por eso decimos que aquí este
mal no ha minado la esencia de la sociedad".

Entonces, ¿por qué les ponen el pijama a los ministros?

Una noticia del Rolando Masvidal, publicada el 17 de junio en
el diario Granma, da cuenta de los operativos realizados en el
municipio San Miguel del Padrón. Según la nota, "fueron cerrados 13
talleres y 10 almacenes clandestinos con la acción del gobierno
provincial, la Policía Nacional Revolucionaria y el pueblo".

En la redada se decomisaron mi 938 platos, mil 575 pozuelos y 2 mil 049
prendas para el cabello, así como las maquinarias que producían estos
artículos de plástico. También se cerró una carpintería de aluminio
clandestina y se le dio captura a un grupo de revendedores.

La población desaprueba estas acciones de la PNR. El gobierno no se
pregunta cuántas familias sobreviven gracias a estas iniciativas
clandestinas que generan empleos, y a sus remuneraciones, que superan el
salario promedio de un empleado estatal.

Felizmente, a María Antonia y María Elena les fue devuelta casi toda la
mercancía ocupada. Algunos artículos domésticos, los cuales la PNR
supone fueron adquiridos ilícitamente, no corrieron igual suerte.
Josvel, el joven jefe de sector, cuenta con una brigada de combatientes
de la "vieja guardia", prestos a cumplir con la revolución. El sheriff
principiante pasó la prueba de fuego.
No estoy seguro si la ofensiva se extiende al resto de las provincias.
Con el "esfuerzo mancomunado" del Grupo Operativo de Lucha contra las
Indisciplinas Sociales, la ACRC y los CDR, se libra la batalla en la
capital. Recomiendo poner la pausa y guardar las pesetas. Hay que
esperar que baje la marea.

http://www.cubanet.org/CNews/y08/junio08/19cronica5.html

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Recent Comments
    Calendar
    June 2008
    M T W T F S S
    « May   Jul »
     1
    2345678
    9101112131415
    16171819202122
    23242526272829
    30  
    We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
    Archives